Sequillos

#Masas, panes y repostería 11 septiembre 2018


Los que me conocéis sabéis que me encanta unir tradición y Thermomix® . Llevaba mucho tiempo detrás de adaptar la receta tradicional de los sequillos típicos de Jumilla.


Bien pues ha llegado el día y deciros que estoy más que contenta. Con la receta de mi abuela y los consejos y sabiduría de mi madre; por fin comparto con tod@s como elaborar esta receta de origen árabe y que muchos sitúan su origen en la zona de Jumilla y pueblos cercanos.


Con estas cantidades salen 24 unidades, pero siempre dependerá del tamaño que los hagais.


Ingredientes para la masa:



  • 325 g de aceite de oliva

  • 300g de harina

  • 7 huevos

  • Media cucharadita de levadura química 


Ingredientes para el glaseado:



  • 1clara de huevo

  • 200g de azúcar glasé

  • Pizca de sal

  • 4 gotas de limón 


Preparación:


  • Introducir la mariposa en el vaso y añadir los huevos.

Batir 10 segundos/ velocidad 3



  • Añadir el aceite y mezclar 20 segundos / velocidad 3


  • Añadir 250g de harina tamizada junto con la levadura y mezclar 5 minutos /  velocidad 4

Pasado el tiempo retirar la mariposa y programar 5 minutos/velocidad 6. Añadir los 50g de harina que quedan poco a poco por el bocal y dejar que se integre y se forme una masa densa.


  • Pasar toda la masa a una manga pastelera y hacer roscos o bastones en la bandeja del horno, sobre papel vegetal.


  • Hornear 200 °C con calor arriba y abajo durante 25 minutos.

Dejar que se pongan bastante dorados.


Dejar enfriar y entonces adornar con el merengue.


Para el merengue  poner todos los ingredientes en el vaso y con la mariposa bien limpia y sin restos de grasa, programar 4 minutos/ 50°C/ velocidad 3,5 y a continuación otros 4 minutos / velocidad 3,5 y si fuera necesario montar más tiempo hasta que coja cuerpo.




Con ayuda de una manga pastelera o de las manos, poneis los adornos. 


Introducir las bandejas de nuevo en el horno ya apagado y dejar secar el merengue unos pocos minutos.



Espero que hagáis esta receta tan deliciosa y la compartais con vuestros seres queridos.


Si hay algo mejor que hacer este postre tan especial tu mismo es poder compartirlo con los tuyos.


Un domingo en el campo en el que toda la familia disfrutó  recuperando sabores tradiciones de antaño. Gracias madre, por tu ayuda y por contagiarte de mi pasión por Thermomix® y poner las recetas típicas al alcance de todos.